La caja de la rabia, una nueva forma de controlar la ira

Las emociones son naturales y totalmente adaptativas. Según un estudio publicado recientemente por investigadores de la Glasgow University (Reino Unido) en Current Biology, son cuatro las emociones básicas del ser humano: la alegría, la tristeza, la ira y el miedo. Todas ellas se manifiestan a tres niveles: cognitivo, fisiológico y comportamental, pudiendo tener consecuencias positivas y/o negativas. Pero… ¿Cómo las podemos abordar? Dado que cada emoción tiene su historia, hoy quiero hablaros de la ira explicándoos un método muy bueno para canalizarla: la caja de la rabia.

La caja de la rabia es un método creado por Marina Martín, psicóloga española, cuyo fin es calmar la rabia de los niños con edades comprendidas entre los 3 y los 6 años. Surgió del cuento “Vaya Rabieta” de Mireille d’Allancé, una historia donde un niño llamado Roberto tiene un mal día y empieza a tirar cosas, tomando un gran berrinche. La rabieta se ilustra en este cuento como un gran monstruo saliendo del niño, de tal forma que controla todos sus actos y destruye todo lo que tiene a su alrededor. Cuando el niño ve las consecuencias, toma la decisión de ir arreglando todo lo que fue destruyendo y el monstruo se va haciendo cada vez más pequeño: hasta que puede meterlo dentro de una caja para encerrarlo y no dejarle salir.

nena plorant i cridant

Mediante esta técnica se puede trabajar la ira en los más pequeños de la casa. La autora de libro propone que permitamos al niño o a la niña plasmar toda su rabia contenida utilizando un lápiz y un papel, pudiendo ser el color elegido por el niño (en este caso sería interesante que fuera el rojo, porque es el que simboliza la ira). En este caso es el niño o la niña quien pinta dentro del cuadrado con el color que ha elegido, pudiendo hacer rayas o cualquier garabato que le permita desahogarse. Una vez que lo tenga pintado, le pedimos que dibuje dos ojos del monstruo, los brazos y las piernas. Finalmente, cuando el niño ya está calmado tiene que arrugar el papel todo lo que pueda y meterlo dentro de una caja para que no pueda volver a molestarle.  Con esto conseguimos que simbolice la salida de su cuerpo del monstruo de la rabia que lleva dentro.

¿Para qué sirve la caja de la rabia? Muy sencillo: para que pueda canalizar sus emociones. No es cuestión de inhibir dicha emoción, ya que se trata de dejarlo fluir para que salga y el pequeño pueda validar sus emociones. Al plasmar en un folio toda su rabia y dibujar la monstruo de la rabia comprenderán que las emociones son pasajeras. Una rabieta no puede durar todo el tiempo y ellos son capaces de canalizarla.

R de rabia

¿Qué hacer en caso de que no funcione? Las rabietas pueden aparecer en cualquier momento. Imaginad que estáis comprando en el supermercado y a vuestro/a hijo/a le apetece algo. Os dais cuenta de que no tenéis suficiente dinero para comprárselo y se lo decís, pero él/ella insiste en que quiere comprarlo. Se lo volvéis a decir y sigue insistiendo hasta que empieza a tirarse al suelo, pegar pataletas y gritos. ¿Podemos aplicar aquí la caja de la rabia? Tal vez no sea el mejor momento o incluso sería normal que no dispusiéramos de un folio o un par de colores para aplicarlo. ¡Estamos en una tienda y probablemente haya más gente como nosotros haciendo cola!

A ciertas edades es muy complicado que controlen sus propias emociones, cosa que le ocurre a los niños de 2 años. Podemos ignorarlos cuando se ponen a patalear, pero siempre y cuando no corra peligro su integridad física y/o la de los demás que le rodean. Por ejemplo: si vemos que se pega cabezazos contra la pared tenemos que intervenir inmediatamente para evitar que se abra la cabeza, pero si su forma de enrabiarse es pegando pataletas en el suelo la mejor opción es pasar olímpicamente. Cuando vea que esa conducta no es recompensada parará de hacerla.

Es evidente que a edades tan tempranas los niños sólo conocen todos aquellos objetos que se pueden tocar. Algo tan abstracto como las emociones es muy difícil de asimilar para ellos, por lo tanto la caja de la rabia les ayudará a conocer esta emoción y saber que el causante de sus enfados es un monstruo muy feo que llevan en su interior, que puede salir hacia fuera y hacerse tan pequeño que hasta lo podemos encerrar en una caja para que nos deje en paz.

Podéis adquirir el libro de Vaya rabieta (Mireille d’Allancé) pinchando AQUÍ. Si os ha parecido interesante esta entrada, no dudéis en compartirla con vuestros/as amigos/as. Y si queréis estar al día de más publicaciones como esta, ¡suscribiros al blog! Espero vuestros comentarios 😀

Bibliografía:

Rachel E. Jack, Oliver G.B. Garrod, Philippe G. Schyns. Dynamic Facial Expressions of Emotion Transmit an Evolving Hierarchy of Signals over Time. Current Biology (2014). DOI: 10.1016/j.cub.2013.11.064.

Anuncios

Un comentario en “La caja de la rabia, una nueva forma de controlar la ira

  1. Enhorabuena por el blog, es tremendamente bueno 🙂 Me ha recordado a los episodios de ira y de rabia que sufren las personas con síndrome de Smith Magenis. Sobrellevar estas rabietas típicas de su perfil conductual es muy complicado, debido a que están ocasionadas por el propio síndrome que padecen. Si queréis conocer un poco más en qué consiste, pasaos por aquí: http://www.smithmagenis.es/
    Saludos!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s